Las bebidas prehispánicas de México

Agosto 21, 2017

La historia de un país se cuenta a través de su cultura y sus tradiciones, y éstas a su vez se manifiestan, entre otras cosas, en la gastronomía.

Desde 2010, la cocina mexicana ha sido nombrada Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad por la UNESCO, pues ha destacado a nivel mundial por su riqueza y su gran variedad de elementos, que combinando sabores y texturas, dan como resultado deliciosos platillos, elaborados con ingredientes y recetas que han permanecido a lo largo del tiempo, pues se han transmitido de generación en generación. Una parte importante de la gastronomía del México prehispánico la conforman las bebidas tradicionales; la mezcla de semillas, frutos endémicos y hierbas combinan el misticismo de su origen y su elaboración artesanal, resaltando el folklor de nuestra cultura.

A continuación le invitamos a conocer un poco de la historia de estas 13 bebidas prehispánicas que han permanecido hasta nuestros días:

POZOL

Es una bebida originaria de Chiapas y Tabasco hecha a base de maíz y cacao. Su elaboración consiste en nixtamalizar el maíz hasta molerlo y lograr una masa con la consistencia correcta, el cacao se muele hasta lo más fino; para endulzarlo se añade azúcar y canela. Es tradición servirlo en una jícara, como los nativos de aquellas tierras del sur. El pozol funciona como un revitalizador, pues los trabajadores del campo lo toman para quitar la sed y calmar el hambre, aunque dicen por ahí que también es un excelente remedio para la resaca.

TEJATE

Esta bebida es originaria de Oaxaca y es elaborada con maíz, cacao blanco, mamey, ceniza, azúcar y la rosa de cacao de la región de Tlacolula. Su preparación es como un ritual, pues se remoja el maíz y la ceniza durante toda una noche para lograr una pasta llamada nicuanextle, se tuesta el cacao incluyendo la flor, con las manos se mezclan todos los ingredientes en una olla de barro. Finalmente se agrega agua fría hasta obtener mucha espuma, se endulza y se sirve en una jícara, tradicionalmente de color rojo.

PULQUE

El pulque es una bebida que viene del proceso de fermentación del aguamiel que se obtiene del maguey. Se puede tomar natural o “curado” con diferentes frutas. El pulque ha sido una de las bebidas prehispánicas más representativas de nuestro país, que ha recobrado fuerza después de haber estado en riesgo latente de desaparecer, pues no era bien vista. Sin embargo, actualmente es una bebida con un lugar destacado en el mundo gastronómico.

BALCHÉ

Es una bebida de origen maya y se ha consumido en las antiguas culturas indígenas del sureste de nuestro país. Quienes la bebían creían que les daba poderes mágicos. Su elaboración es a base de maíz y el néctar obtenido de la fermentación de la corteza del árbol de balché y es endulzado posteriormente con anís.

TUBA

Esta exótica bebida viene de la palma de coco, de la fermentación del líquido del racimo de cocos antes de que abran las flores. Se consume principalmente en la costa del Pacífico mexicano, en los estados de Colima, Michoacán y Guerrero. Su sabor tropical y refrescante puede beberse en puro o bien, mezclarse con frutos como pepino o jícama.

TEPACHE

Es una de las bebidas más conocidas y trascendentes de la cultura mexicana. Como ingrediente principal se utilizaba el maíz martajado, sin embargo hoy en día es elaborada a base de la fermentación de frutos como la piña, naranja e incluso el tamarindo, para después añadir piloncillo como endulzante. Es mejor disfrutarlo bien frío.

TASCALATE

Es originaria de Chiapas y es elaborada con maíz, cacao, chile, piñón, canela, achiote y azúcar; estos ingredientes se tuestan y muelen hasta hacerlos polvo, después se mezclan con agua o leche y se sirve fría. Su nombre viene del náhuatl “Tlaxcalatl” y significa agua de tortillas.

COLONCHE

Esta bebida es consumida principalmente en los estados de Aguascalientes, San Luis Potosí, Zacatecas y Guanajuato. Proviene de la fermentación de la tuna cardona o tuna roja, es una bebida gaseosa con un sabor ligeramente dulce y a la vez agrio.

CHUMIATE

El chumiate es una infusión del nanche o del capulín, dependiendo del lugar: Estado de México o Puebla respectivamente. Se consume principalmente en festividades y rituales. Por lo general, se le agregan hierbas aromáticas como el anís, la manzanilla u hojas de té de limón.

TEJUINO

Esta bebida es una especie de cerveza de maíz. Se consume principalmente en los estados de Sonora, Chihuahua, Durango, Nayarit, Jalisco y algunas zonas de Oaxaca. Su nombre viene del náhuatl “tecuin” que significa latir el corazón.

XTABENTÚN

Es un licor de origen maya producido en Yucatán. Este exquisito digestivo se elabora a base de la miel de las abejas que se alimentan de la flor de xtabentún o llamada también “gloria de la mañana”.

TANCHUCA

Es una bebida tradicional de la región zapoteca de Oaxaca y Tabasco, elaborada con maíz y semillas de cacao pataxte. Para su elaboración se requiere un molinillo, pues es una bebida con una espuma muy espesa.

CHILATE

Bebida preparada con arroz molido, cacao tostado y canela, mezclados hasta obtener una pasta, después se agrega agua, azúcar y hielo. Es considerada por algunos como la mejor bebida de Guerrero, pues es ideal para el calor.

¿Cuántas bebidas prehispánicas ha probado ya?

Aventúrese y pruébelas todas recorriendo México a través de sus sabores. Conocer más acerca de su elaboración artesanal y sobre sus deliciosos ingredientes, será una excusa ideal para viajar por todo México en busca de las tradicionales bebidas prehispánicas. Planee su escapada desde hoy reservando su estancia en Hoteles Best Western, que le ofrece una excelente opción de hospedaje en cada destino. Sus cómodas habitaciones, equipadas instalaciones y servicio excepcional le permitirán disfrutar de una estancia inigualable durante su travesía por México.

Visite nuestro sitio web y encuentre ofertas increíbles y promociones especiales: https://www.bestwestern.com.mx/es

Foto de: Directo Al Paladar México

Explorar

Por Fecha